Algo lluviosa nos sorprendió la tarde del pasado 5 de febrero. Sin embargo, eso no detuvo la inolvidable visita de los estudiantes de la primaria Manuel Sanguily, del municipio de Arrollo Arenas a uno de los proyectos más polémicos de nuestra universidad en los últimos tiempos: Nova.

Con la premisa de que si realmente queremos hacer efectiva la migración, el proceso debe reforzarse en nuestros centros de enseñanza, se ha establecido la colaboración con la primera de las escuelas que se prevee pasen por este proceso. Como iniciativa del Departamento de Ingeniería de Software de la Facultad 1, la visita de los educandos de sexto grado de la escuela primaria tomó a todos los integrantes del proyecto casi por sorpresa, al ver que la mayoría de ellos ya sabe trabajar con una computadora. Hasta Allan se ha quedado sorprendido cuando, al enseñarles la Raspberri Pi con la que trabaja el proyecto, uno de los muchachos, con su voz inocente y la mayor naturalidad del mundo, le ha preguntado si usaba conexión VGA o HDMI.

Allan hablando sobre la mariposa y el pingüino

Es innegable que estamos en otros tiempos, antes nuestros niños jugaban con carritos de plástico; los más osados conocían el Galaxia (antiguo juego de computadoras de gráficos en 2D que se basaba en una nave disparando a unos aliens que bajaban de la parte superior de la pantalla). Hoy en día los niños juegas Need For Speed, y atrás quedaron los “carritos de plástico”. Por eso, la mentalidad debe ser diferente, y si realmente queremos lograr el proceso de migración del país, tenemos que empezar entonces por los más jóvenes, ávidos de conocimiento, que no se sorprenden y rechazan las cosas nuevas.

Allan hablando sobre la mariposa y el pingüino

Por eso pienso que la visita fue fructífera; comenzamos con la historia tan creativa de la mariposa (haciendo alusión al logo de Windows) que no prestaba sus juguetes, hasta el pingüino (haciendo alusión a Tux, la mascota de GNU/Linux) que prestaba sus juguetes a los demás animales. Con esta interesante metáfora a forma de fábula, logramos hacerles entender a los niños la importancia de la labor que está haciendo nuestro país al fomentar la migración hacia tecnologías libres. Les enseñamos cada uno de los sistemas que se desarrollan en el proyecto (Ligero, Escritorio y Servidores); trabajaron en las computadoras de los mismos desarrolladores aprendiendo cómo se trabaja con Open Office, se emocionaron mucho al saber que existen juegos para Linux y que también se pueden emular los que existen para Windows.

Compartiendo con nosotros se encontraban los integrantes de humanOS: Akiel y Ale, enseñándoles a los niños los beneficios del software libre y del trabajo en comunidades.

Niños con integrantes de humanOS

Cerramos la actividad con la participación de la Vicedecana de Investigación, la profesora Delly Lien, quien colaboró con el Departamento de Ingeniería de Software para brindarles a los niños un pequeño buffet para cerrar la visita con broche de oro.

Con la vicedecana Delly Lien

Con esta experiencia nos hemos convencido de que el futuro está en manos de nuestros niños; que si de ellos depende, la migración sucederá, pero para eso depende de nosotros el enseñarles que existen variantes a Windows, y que siempre tienen la posibilidad de hacer su propia contribución y personalizar su propio sistema operativo.